Tipos de enlaces covalentes

¿Cuál es la tipología de enlaces covalentes?

Los enlaces covalentes se distinguen conforme al número de electrones, como también conforme a la presencia o ausencia de polaridad.

Se llama enlace covalente, a la enlace química que sucede entre dos átomos, que llegan a fusionarse gracias a la hibridez de sus partículas o bien electrones más superficiales.

A fin de comprender mejor dicha definición, aclaremos ciertos conceptos:

  • Enlace químico, se entiende por este, la unión que sucede entre las moléculas y átomos de los elementos presente en el ambiente, es un proceso que amerita la alteración de las moléculas y átomos presentes para proceder a su desfragmentación y posterior unión, siendo necesario que se descompongan en diversas partes para que puedan acoplarse unos a otros.
  • Átomos, se conoce como átomo al elemento más pequeño en dimensiones y casi imperceptible que forman las materias, el cual cuenta con características químicas perfectamente definibles y que puede llegar a ser tasable en peso y valencia.
  • Moléculas, son elementos conformados por distintos átomos, de hecho se tratan de estructuras muy comunes en la química, siendo uno de sus objetos de estudios más recurrentes.

¿Cuáles son los tipos de enlaces covalentes?

Según el número de electrones

  • Simple, en dicho caso, los átomos que se encuentran, disponen entre si de un solo par de electrones.
  • Doble, en este caso, los átomos que se conjugan, disponen entre sí de dos átomos que se interrelacionan en su última capa.
  • Triple, estamos en presencia de una unión atómica, que involucra el intercambio de tres electrones por cada uno de los átomos, de modo tal, que se forma una capa con seis electrones.
  • Dativo, implica que un solo átomo cede electrones, mientras que el otro no aporta electrón alguno.
Te puede interesar  Clasificación de los hidrocarburos

Por la presencia o ausencia de polaridad

  • Polares, en este caso, se intercambian una serie de átomos cuya electronegatividad se ubica por debajo de 0,5.
  • No polares, en este caso se enlazan o bien unen diferentes átomos, con polaridad similar, de modo tal, que la electronegatividad es mínima.

Se conoce como electronegatividad, la condición dispuesta en un átomo que lo hace capaz de atraer electrones, al momento en que este llega a conjugar un enlace químico, junto a otro átomo, para dar así lugar a una molécula en específico.

Para poder determinar la electronegatividad de un átomo, deben de tomarse en cuenta, tres circunstancias:

  • Masa atómica, la cual viene a estar determinada por el peso o bien el volumen del átomo.
  • Electrón de valencia, este pertenece al grupo de electrones que se encuentra en la parte superior del átomo, es decir, que estos son los encargados de conjugarse, junto a otros átomos; de modo tal que estos son los encargados de procesar la interacción atómica que se produce para la conformación de las moléculas.
  • Núcleo atómico, es la parte que se ubica en el eje del átomo, y la mayoría de las veces presenta un alto contenido de carga positiva.

De modo tal, que un enlace covalente es aquel que se produce entre dos átomos que se entrelazan entre sí y se comparten una serie de electrones, con el fin de poder formar una molécula que permita recrear determinado elemento en el ambiente.

Te puede interesar  Clasificación de los Invertebrados

Se determina enlace, porque los átomos por medio de los electrones que se disponen en la última capa, rozan entre sí, hasta el punto de comenzar a fundirse, atando los átomos y creando todos una secuela o especie de cadena, dado el entrelace que les sucede.

En química, se determina que cada enlace, funciona como una especie de fuerza que atrae los átomos entre sí, creando estas moléculas o bien cadenas de átomos infinitas.

Los enlaces se distinguen porque estos llegan a presentarse en elementos que no son metálicos, hecho por el cual, se trata de moléculas que son de fácil rompimiento o bien de fácil desfragmentación, teniendo en cuenta, que dicha separación puede ser más dificultosa cuando se tiene en cuenta dos átomos de igual carga eléctrica.

Dependiendo de la temperatura del ambiente, estos pueden llegar a presentarse en estado sólido, líquido o bien gaseoso; de igual forma, debe de considerarse que cuando estos se llegan a disolver en agua, pierden toda carga eléctrica que se halle presente entre los distintos enlaces.

 

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.