3 Ejemplos de mitos morales

¿Qué son los mitos morales?

Estos consisten en narraciones simples y básicas hechas por las personas y que se transmiten de generación a generación con el propósito de brindar enseñanzas morales.

Ejemplos de mitos morales

Lo que se busca es demostrar a través de relatos de ángeles y demonios, o de dioses que luchan contra la maldad, dar a conocer la diferencia de las acciones piadosas contra las malignas, pero sobretodo lo más relevante es demostrar a las personas que cada acción trae consigo una consecuencia notoria.

Características de los mitos morales

Estos cuentan con marcadas características como las que te mencionaremos a continuación:

  • Todo mito moral lleva en sí una enseñanza, dicho de otra forma, los mitos se asemejan en este sentido a las moralejas, ya que pretenden que las personas aprendan alguna lección, a través de la historia.
  • Son narraciones sencillas, en este sentido, los mitos de este carácter no cuentan con lenguaje formal, sino que por el contrario en muchas ocasiones vienen determinados por las propias jergas del pueblo en el cual se establecen.
  • Se transmiten de generación a generación, lo más importante es que dado su lenguaje básico, los mismos pueden ser comunicados de una persona a otra, como parte de su cultura y sentir. De esta forma, la enseñanza siempre estará presente, de hecho, muchas personas suelen emplear los mitos morales como si se tratasen de relatos que establecen advertencias sobre el correcto actuar.
  • Están marcados por el dualismo, en este sentido, ambos buscan transmitir un mensaje, a través de un relato, donde los personajes deben escoger entre dos caminos o dos opciones a considerar.
  • Frecuentemente recurre a los paisajes mágicos, es aquí, donde estos cuentan con ciertos aspectos de irrealismo y de ilusión, que llega al punto de hacerlos parecer fantásticos.

Los mitos morales más conocidos

Vamos a continuación a mencionarte, a modo de ejemplo, con una breve descripción los mitos morales más mencionados y transmitidos de una generación a otra, con el propósito de que los conozcas:

  1. El Mito de las Cavernas, es una de las lecciones más recurrentes, que en su versión popular es señalada como dos hombres encadenados ven solamente las sombras que se reflejan en la pared, creyendo que esta es toda y la única realidad que existe. Los hombres se encuentran en una caverna, es así, como no pueden ver nada más que dichas sombras.

Sin embargo, dicha narración es emblemática incluso en los espacios académicos, sobretodo es ampliamente discutida en la cátedra de Filosofía. La misma hace referencia a lo limitante que puede llegar a ser la mente humana, cuando se apega a una ideología y no desea conocer más, tornándose la naturaleza humana en sí violenta y cruel hacia todo aquello que se desconoce, como si se tratase de dos personas atadas en una cueva.

  1. La existencia del cielo y del infierno, desde la concepción de la religión de la católica y cristiana, la presencia del paraíso y del fuego demoniaco es una historia de gran temeridad. A través de esta, se le ha infundido a los más fervientes creyentes, que los que actúan bien subirán a los cielos después de su muerte. Mientras que, todos aquellos que obran con crueldad y sin acatar las leyes morales, humanas ni divinas descenderán al infierno donde se quemarán.

De este modo, es como muchas personas se abstienen de realizar ciertas acciones por temor a pecar y ser castigados. Más sin embargo, aquellos que contravienen las normas terminan siempre por ser reducidos al fuego eterno.

Otra historia que forma parte de este mito, es la existencia de Santanas o del Demonio, rey del infierno, dicen que el mismo nació después que Satán, el ángel más bello del cielo, celoso del poder de Dios, decidiera traicionarlo, juntando a un grupo de ángeles para revelarse contra él. Sin embargo, los ángeles más fieles a Dios, lo combatieron y junto a Dios lo desterraron del paraíso, enviándolo a custodiar el paraíso infernal donde está rodeado constantemente de llamas.

  1. Los 10 mandamientos, para todos aquellos que no creen en sí en la religión católica, consideran que la tabla de los 10 mandamientos es un mito, que sirve para ejemplificar las verdaderas acciones humanas, que se caracterizan por el correcto obrar.

De hecho para los no creyentes, dicha tabla es solamente una guía de conductas moralmente aceptables, pero que tanta es su repercusión, que dichos preceptos también son legales. De este modo, es posible apreciar como algunos mandamientos, son adheridos por las leyes, por ejemplo, el no matar, no solo es castigado por la ley, y desaprobado por la sociedad, sino que también es sancionable penalmente.

Sin embargo, algunos de los preceptos solamente son de orden religioso, como los de lujuria y las mentiras, que son tachables por la sociedad y sus creencias.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *