2 Ejemplos de formas de discurso

¿Cuáles son las formas de discurso?

Hay varios tipos de formas de discurso que podemos usar a la hora de hacer uno, el narrativo, el descriptivo, el que es en forma de diálogo, el argumentativo y por último el expositivo. Todos estos tienen su manera de ser estructurados

Ejemplos de formas de discurso

Todas estas formas de discurso tienen el propósito de comunicar de la forma que elijamos al emisor lo que queremos expresar, de una manera sencilla y clara, por esto mismo veremos cómo son cada uno, con su respectivo ejemplo.

Las formas que podemos usar

El narrativo

Como su nombre lo señala. Busca narrar de manera sencilla los hechos sucedidos para poder crear un buen discurso, así los acontecimientos sean reales o ficticios, cuando están basados en historias reales, tienden a ser autobiografías o noticias de última hora que pasan en la televisión.

Mientras que el ficticio es algo más imaginario, que se va desarrollando en nuestra cabeza y puede que la creación de él sea algo más creativo. Con el que sacamos ideas fenomenales, las cuales dan ganas de plasmar.

Descriptivo

Su función principal es explicar detalladamente los sucesos acontecidos, para que las personas que están recibiendo el mensaje están entendiendo todo lo que queremos decir. No puede haber nada peor que no saber explicar bien el tema que estamos hablando.

Algunos de estos discursos son objetivos, que buscan basarse en cosas reales que puedan ser confirmadas. Mientras el subjetivo como su nombre mismo lo dice es más ficticio.

Diálogo

Lo vemos en debates, ya que para poder aplicar este tipo de discurso se necesita tener a otra persona, para que los dos puedan dar su punto de vista con hechos comprobados o cosas totalmente banales.

En el debate el diálogo es más planificado, ya que se necesita tener un conocimiento previo para esto. Y con el espontáneo se da comúnmente en reuniones o conversaciones, tanto escritas como orales.

Argumentativo

Vamos argumentar literalmente con hechos reales las opiniones que se nos presentan en el caso de los discursos tenemos que hacer una búsqueda exhaustiva de lo que trata para no estar diciendo cosas falsas sin bases reales.

Expositivo

Buscamos exponer todo lo que tenemos que decir de una manera organizada y entendible, con una estructura si lo queremos, que pueda empezar desde el inicio del tema del que vamos a hablar, hasta a la conclusión que llegamos con la explicación e investigación.

Mi historia de superación (Narrativo)

Pienso que la historia de todos es diferente, pero la mía es algo que yo llamo un suceso de cosas malas, para que al final algo bueno por fin pasará. Estuve muchas veces en situaciones que para nadie son fáciles, pero que la vida se empeñaba en ponérmelas; pase hambre, algunas veces no tenía donde dormir, o cómo ganarme el pan del día.

Pero si algo he aprendido es que cuando estas tan abajo que no ves el final, es cuando por fin la vida decide llevarte arriba. Con esto pase de no tener que comer o dormir, a que un ángel se me topara dándome la oportunidad y ayuda que tanto necesitaba, para salir de donde estaba.

Como afecta las drogas las vidas de los adolescentes

A esa edad son vulnerables e influenciables, dispuestos a dejarse llevar por las palabras de sus amigos o personas malas, que nos quieren influenciar en estas cosas. Está en nosotros saber poner un alto antes de que sea tarde.

Hay miles de historias de jóvenes que han perdido su vida a temprana edad, que los ha llevado a no poder vivir su vida por completo, por probar algo que los daño por dentro, logrando alejarte de tus amigos y familia, con la promesa de ser un amigo incondicional. Cuando es mas bien tu arma mortal, sin posibilidad de devolución; puede ser silencioso, pero es muy efectivo si buscamos ganarle a la adicción. Es importante admitir el problema y buscar ayuda para desintoxicarte.

Conociendo estos tipos de discursos sabremos cómo empezar uno, para la ocasión que se necesite. Algo que en algún punto de nuestra vida nos tocará hacer y redactar, por eso debemos estar preparados para saberlos estructurar correctamente para su presentación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *