2 Ejemplos de personas morales

¿Qué es una persona moral?

Para muchos el concepto de persona moral, resulta un poco complejo de comprender, sin embargo, esto quiere decir que hace referencia a las personas jurídicas, es decir, a todas aquellas que se constituyen legalmente por medio de un contrato, una clausula o bien a través de un estatuto que les da forma y les atribuye una personalidad propia ante la ley.

¿Cómo se conforma una persona moral?

Con total independencia de la legislación de la cual se trate, es de considerar que las personas morales, deben ser constituidas con arreglo a una serie de parámetros jurídicos, dicho de otro modo, se deben de llenar un conjunto de requisitos para que las personas puedan actuar como es debido y tener sus distintas acciones los efectos deseados:

  • Acogencia de un nombre, en el campo jurídico, toda persona moral cuenta con un nombre que permite su plena identificación, dicho de otra forma, es de considerar que las personas morales pueden necesitar o no de un reconocimiento y de una distinción frente a la competencia adicional, como es el caso de aquellas que cuentan con un mismo nombre de base, pero que adicionalmente se les coloca una palabra que permita distinguir las mismas de la competencia.
  • Debe contar con una estructura determinada en este caso, las personas jurídicas o morales se pueden constituir en firmas personales o bien se pueden conformar en sociedades mercantiles con distintas formas, acorde al sistema legal en el cual se desempeñen.
  • Escogencia de un domicilio, contrario a lo que muchos puedan pensar es de considerar que las personas morales requieren de un domicilio cierto donde realizarán sus distintas actividades, esto quiere decir que deben de contar con una planta física o sucursal en la cual deban de trabajar.
  • Establecimiento de un capital social, o lo que es igual, las personas jurídicas han de contar con una cantidad pre estipulada de dinero, en base al cual van a trabajar para poder comenzar sus actividades mercantiles y poder así obtener el dinero necesario para el desempeño de sus distintas actividades comerciales.

Modelos de personas morales

A continuación a modo de ejemplo, vamos a señalarte las personas morales más conocidas en el mundo jurídico y comercial, para que de este modo puedas tener una idea de que tratan las mismas:

  1. Personas mercantiles, de forma general estas hacen referencia a todas aquellas que persiguen un fin de lucro, o lo que es igual, que de una forma u otra buscan la obtención de algún beneficio a su favor y que para ello persiguen una actividad que le genere los ingresos determinados que necesitan.

Entre estas podemos ubicar a un sinfín de personas jurídicas, como es el caso de las:

  • Sociedades mercantiles, estas en su forma general se caracterizan por contar con socios, los cuales vienen conformados de a dos o tres personas, en la mayoría de los casos estos se encargan de establecer una serie de parámetros acorde a los cuales va a funcionar la sociedad, del mismo modo que pueden establecer reglas acorde a las cuales se van a manejar las mismas, es así como se puede establecer una junta directiva donde los socios representan cada uno un papel, pero que además desempeñan una labor dentro de la misma sociedad.

Lo más peculiar de estas sociedades es que cada uno de los socios desarrolla un papel dentro de la misma, que a su vez le genera obligaciones para con esta, en este sentido, conviene advertir que los socios colocan el capital que a cada uno le corresponde y que por ende le facilita la creación y establecimiento de directrices.

Sin embargo, el aporte de capitales figa una alícuota no solo de participación, sino también de asunción de riesgos, en este sentido, cada socio es libre de ejercer su derecho, de actuar en pro de sus intereses y de responsabilizarse hasta la cantidad de dinero que el mismo ha invertido.

  1. Sociedades sin fines de lucro, en este caso, estamos hablando de todas aquellas que no cuentan con una actividad mercantil que les genere o reporte ingreso alguno, de esta forma nos planteamos frente a una realidad única, donde se establecen sociedades que no buscan lucrarse pero que si cuentan con el aporte de los socios y de demás interesados, para que se puedan sobrellevar así las actividades.

Del mismo modo, es de concebir que las sociedades sin fines de lucro, son aquellas que persiguen a toda costa la constitución  de un bien común en pro de los terceros y del beneficio que les pueda sobresalir a los mismos.

Un ejemplo de las sociedades sin fines de lucro, son las fundaciones quienes persiguen la contemplación de una situación de bienestar en los más indefensos, tal es el caso de las sociedades que quieren prestar atención a los niños en situación de calle, o bien a los más desvalidos como los incapacitados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.