1 Ejemplo de reglamento de biblioteca

Utilidad de los reglamentos bibliotecarios

Para nadie es un secreto que las bibliotecas son lugares en los cuales abundan las normas, debiendo estas, de ser observadas a cabalidad, so pena de ser retirado de las instalaciones de estas.

Esto se debe a que las bibliotecas se tratan de lugares de estudio, donde muchas personas pueden acudir para realizar sus respectivas investigaciones, estudiar el tema de su interés o bien para obtener datos sobre aspectos de la realidad que no entiendan o no comprendan.

Ejemplo de reglamento de biblioteca

Pero también dada las instalaciones, la disposición de sus espacios y las grandes mesas de las cuales muchas se caracterizan tener, es posible apreciar ciertas personas inescrupulosas que acuden con otros fines, bien sea para darse relajo entre amistades e incluso para actos deshonestos.

Es por ello, que, con el devenir del tiempo, se fueron creando reglamentos donde se colocarán de forma manifiestas las normas que se deben de contemplar en la biblioteca y que han de ser acatadas por todas las personas que se encuentren dentro de la misma.

Casos prácticos de reglamentos de biblioteca

Para que puedas apreciar de qué tratan los reglamentos de una biblioteca, colocamos a tu disposición los siguientes ejemplos:

  1. Reglamento interno de la Biblioteca Central de la Universidad de XXX

SECCIÓN PRIMERA: NORMATIVA GENERAL Y ACLARATORIA

Primero: sirva este reglamento para instruir a todas las personas que acuden a la biblioteca de la ilustre institución, las normativas aquí contempladas son de estricto cumplimiento por parte de todos los interesados, de modo tal, que nada tiene que ver que una persona sea parte o no de la institución, por cuanto todo sujeto intelectual que desee conocer los contenidos aquí expuestos debe de cumplir con lo reglamentados.

Segundo: Entendiendo que todo el material aquí dispuesto en la biblioteca es fruto del trabajo, del sacrificio y de la intención del hombre por encontrar nuevos saberes que aclaran los misterios que puedan rondar los fenómenos de la realidad, hacemos de obligatorio cumplimiento todas las normas aquí contempladas y exhortamos al personal de la biblioteca a que se esfuercen por hacer cumplir todos los lineamientos que aquí se estipulan.

Tercero: Lo aquí contemplado es de deber obligatorio, para que así pueda preservarse la armonía que se requiere para los estudios, para la contemplación de la sabiduría y para el respeto mutuo por el interés de los demás en el aprender.

SECCIÓN SEGUNDA: DEL PERSONAL ADSCRITO A LA BIBLIOTECA

Cuarto: Para formar parte del equipo de trabajo de la biblioteca, debe de realizarse el curso de instrucción que se dicta en la misma, los días jueves, viernes y sábado.

Como también es necesario aprobar el examen general con una nota superior a los 15 puntos. Todas estas formalidades son necesarias y se aplican inexorablemente a todas las personas interesadas en ingresar.

La asistencia integral y total al curso y la aprobación del examen, son los únicos mecanismos para ser contratado como personal de la biblioteca, dichos requisitos son aplicados tanto a los que se dirigen al área de limpieza, administrativa como a los celadores.

Ha de entenderse que para aquellos alumnos que van a optar por el cargo de ayudantes, es menester asistir a las tres charlas de inducción que serán dictadas los días estipulados en cartelera del pasillo central de la biblioteca.

De igual forma, cabe aclarar que aún y cuando se haya sido ayudante durante toda la etapa de instrucción de un determinado alumno, si este desea ingresar como personal debe de cumplir con los dos requisitos antes expuestos, cuales son aprobar el examen y asistir al curso.

SECCIÓN TERCERA: DEL COMPORTAMIENTO DENTRO DE LAS INSTALACIONES DE LA BIBLIOTECA

Quinta: Toda persona que desee ingresar a la biblioteca, trátese de empleado, cuerpo docente, personal directivo y de alta investidura, alumnos y público en general, debe de estar debidamente vestido.

En consecuencia, no se admite el ingreso a personas con bermudas, gorras, ropa que exponga la piel, sandalias, como tampoco se admite el ingreso a personas con ropa deportiva, las salas de la biblioteca son áreas del saber, por lo que se debe el respeto.

No se admite el ingreso a personas con lentes oscuros, al menos que se trata de sujetos videntes.

Sexta: el personal de trabajo debe de respetar el horario estipulado para laborar dentro de la biblioteca, de modo tal, que se debe de respetar por completo la hora de entrada y la hora de salida, no debiendo de llegarse ni retirarse antes de lo previsto.

Séptima: Los alumnos no cuentan con límites para solicitar libros ni material que sea de lectura, siempre y cuando se encuentre dentro de las instalaciones; si el material será solicitado para su lectura fuera de la biblioteca queda entendido que solo se podrá prestar tres libros, debiendo dejar la credencial debida para que proceda el préstamo.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *